colgante con ámbar y turquesa

Turquesa
Es sanadora muy eficaz que ofrece bienestar al cuerpo y solaz al espíritu. Es una piedra protectora. Fomenta la sintonía espiritual y potencia la comunicación con los mundos físico y espiritual. Disipa las energías negativas y limpia bruma electromagnética, proporcionando protección contra los polucionantes del medio ambiente. Es una piedra empática y equilibradora. Promueve la autorealización. Ayuda a resolver problemas creativamente. Calma los nervios cuando uno tiene que hablar en publico. Disuelve la actitud de mártir o el autosabotaje. Aporta calma interna. Es una piedra excelente para tratar estos de agotamiento, depresión o ataques de pánico.

Ámbar
Es resina de árbol solidificada y fosilizada. Tiene intensas conexiones con la tierra. Es una poderosa sanadora y limpiadora que aleja las enfermedades del cuerpo. Absorbe las energías negativas y las transmuta en fuerzas positivas que estimulan la autosanación corporal. Es una poderosa protectora. Aporta estabilidad a la vida, pero también motiva. Puede ayudar a contrarrestar tendencias depresivas o suicidas. Estimula el intelecto. Favorece la paz y desarrolla la confianza.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *