Te ayudo es sentirte “entera”- Mensaje de Cuarzo Rosa

cuarzo rosa

Después de pedir permiso para abrir canal de comunicación vi a Eva en un pequeño barco de remos, en un estanque. Remaba tranquilamente disfrutando de la belleza del paisaje. El estanque estaba rodeado de preciosos arboles y flores. De lejos se veía unas montañas. La imagen idílica de paz y armonía. De repente oí la vocecita que dijo a Eva: “Vale, vale, tú aquí disfrutando y ni siquiera has pensado que pasaría si lloviera.” Me pareció que era la vocecita de la propia Eva. Una parte suya que, para decir la verdad, era bastante irritable buscando pega a todo. Eva tranquila respondió: “Da igual la lluvia, la disfrutaré de la misma manera” y siguió remando intentando no hacer caso a la vocecita. Pero ella no se rindió. Le respondió: “Sí, sí, tú disfruta! Y si te resfrías?” Y la otra Eva respondió ya un poco más mosqueada perdiendo la paciencia: “Para, pesada! Si me resfrío, me resfrío. No es para tanto. La gente a veces se pone enferma.” La vocecita se hacía cada vez más insistente. “ Vaya, si te resfrías no pasa nada, sí? Y quien te va a cuidar? Es que no te has dado cuenta que eres tú quien cuida a la gente? Y quién te cuidará ti?”. Eso ya era demasiado. La idílica imagen ya no era tan idílica y tranquila. Eva dejó de remar furiosa. Estaba enfadada, estaba a punto de estallar. Y la otra seguía pinchando, casi gritando:” Ves esa nube? seguro que llueve. Te digo que va a llover!!!!”.
Antes de que se desatara una pelea pregunté a las piedras que le podían aportar a Eva. Vi muchas , muchas mariposas que la rodearon con su mágico vuelo. Devolviendo la paz y tranquilidad. La energía del Cuarzo Rosa dijo a Eva: Necesitas integrar todas tus partes. De otra manera no vas a ser libre nunca. Esta vocecita eres también tú. Si no le haces caso, se enfada y cobra cada vez más fuerza. Pero tiene su función. Es un aliado importante. Escúchala. Pero al mismo tiempo no le des permiso para que te amargue tu vida. Observa lo que te dice. Dale gracias porque te muestra los peligros que puedes evitar. Y luego desde la integración de esas dos partes tuyas toma las decisiones. Te ayudo a integrar esas dos partes tuyas. Te ayudo es sentirte entera.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *